Deportes
Ruben necesita el gol, Central necesita a Ruben
Ruben necesita el gol, Central necesita a Ruben
20-02-2020 13:27:59

Ver Galeria
No pudo convertir desde que llegó a Arroyito, aun jugando los cuatro partidos como titular. Marcar le serviría para tomar confianza.
Este Central necesita del aporte de todos. Del cuerpo técnico y los jugadores. Ahora, si hay un futbolista por el que el equipo espera, es Marco Ruben. Desde el vamos por una cuestión estrictamente deportiva, que impacte en los resultados, pero si se quiere también desde un costado sentimental, que incumbe más a los hinchas que a los verdaderos protagonistas. Es que desde su regreso al club el 9 tuvo la chance de jugar todos los partidos como titular, pero no pudo dar en la tecla con lo que todos esperan de él: el gol. Cuando ello ocurra el equipo se verá favorecido, el delantero ganará en confianza y el entorno lo celebrará de una manera especial.    A esta altura de su carrera es difícil que Ruben se impaciente por no convertir. Después de tantos años de recorrido por el fútbol profesional entiende a la perfección que si bien los delanteros viven del gol, hay momentos dulces que se disfrutan y otros no tan dulces que se deben sobrellevar sin tanta amargura.    Incluso esto ya fue reconocido públicamente por el propio Ruben, quien hizo referencia a que su principal objetivo es colaborar con el equipo y que los goles son algo así como una yapa. No obstante, interiormente debe sentir un mínimo de ansiedad por volver a gritar un gol con la camiseta del club que lo vio nacer, donde lleva 16 partidos (12 de titular) sin convertir, entre Superliga y Copa Argentina.    Por supuesto que todo va de la mano y para que Ruben vuelva a ser ese goleador letal de otras épocas se deben dar algunas otras cuestiones. Por ejemplo una buena versión desde lo individual y, además, el sostén de una estructura que no sólo lo contenga, sino que lo asista.    El día que llegó, Ruben estuvo lejos de ponerse alguna meta en cuanto a cantidad de goles y cosas que se le parezcan. Sólo hizo referencia a su deseo de “ayudar” al equipo desde el lugar que sea. Bueno, ese lugar es, y seguramente lo seguirá siendo, desde adentro de la cancha. De allí la especulación de que su fuero íntimo la sensación más fuerte es la del deseo de colaborar con goles.Así como Marco reconoció que debía poner a punto y sumarse a un grupo que ya estaba armado, a Cocca no le faltaron chances para resaltar que el proceso de adaptación que debía cumplir era algo normal y que podía llevarle su tiempo. Lo dejó muy en claro tras la derrota en Avellaneda, cuando dijo que Marco “tiene que adaptarse nuevamente al fútbol argentino, que no es el mismo que el brasileño”.    En líneas generales el rendimiento de Ruben no fue bueno. Al menos se distanció bastante de lo esperado por él, por el técnico y también por los hinchas. Pero lo dicho, además del nivel desde lo individual mucho influye la forma en la que el equipo lo ayuda. Y hasta aquí esa forma también fue escasa.    Jugó de arranque con un esquema en el que era la única referencia de área, hasta que Cocca decidió meter mano en el dibujo para sumarle un acompañante: Sebastián Ribas. Desde el despliegue no hay prácticamente nada para reprocharle porque el desgaste que hace en cada partido es el de siempre, pero estuvo muy pocas veces en situación de sentencia. La más claras que se recuerdan en estos cuatro partidos que lleva es la de Independiente (el equipo ya perdía por cinco goles), cuando la pinchó de zurda y un defensor la sacó sobre la línea; y otra ante Gimnasia, tras el centro de Alan Marinelli, pero en la que Broun le ahogó el grito de gol. Y no mucho más. De eso se trata quizá la capacidad para generar sus propios espacios, pero sobre todo la inteligencia del equipo para asistirlo mejor.    El propio Ribas, hoy compañero de ataque, advirtió que “Marco desde que llegó el trabajo que hizo fue espectacular porque se adaptó al grupo como si estuviese desde principio de año y viniendo de un fútbol distinto al argentino. Todos queremos que los delanteros podamos marcar porque eso alimenta la confianza y la autoestima. Igual sabemos que los goles son una consecuencia del trabajo y todos trabajamos bien. El más que nadie está contento por los buenos resultados del equipo y seguramente su gol no tardará en llegar. Como compañero de ataque tenemos que tener esa complicidad para generarnos situaciones, que yo pueda asistirlo a él y viceversa”.    Aquel gol de penal ante Juventud Antoniana de Salta por Copa (con Bauza como DT) Argentina fue el último con la camiseta de Central. Es difícil pensar que el no convertir le quite el sueño porque sabe que tarde o temprano lo volverá a hacer. Eso sí, cuanto antes logre amigarse con los festejos más suelto se sentirá y mayor será el provecho que pueda sacar el equipo.

Puntuación: 0.00 Nº Votos: 0 -
Votá esta noticia: PésimaMalaRegularBuenaExcelente
 

Mas Noticias de Deportes:

.:"No se ve ayuda del Estado mexicano"

.:Coronavirus: Carlos Tévez le soltó la mano a Mauricio Macri y respaldó a Alberto Fernández

.:La despedida de Centurión a su novia Melody Pasini: "¿Por qué no me llevaste a mí?"

.:Coronavirus: las ligas de fútbol europeas analizan recortar los sueldos

.:España: el médico de Messi en Barcelona tiene coronavirus

.:Japón acordó suspender los Juegos Olímpicos de Tokio hasta 2021

.:Un exNewell's, en el medio de una polémica decisión

.:River despide a Amadeo Carrizo

.:Central y Newell's, unidos por una misma causa

.:Newell's y Central, parate y después


Clima
Ver el tiempo
Cotizaciones
Publicidad
Ver resultados...